La gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, desplazó más personal de emergencia de diversas agencias, incluida la Guardia Nacional así como equipo, para ayudar a los neoyorquinos en la localidad de Buffalo, en el oeste del estado, la región más afectada por la tormenta invernal, donde dos personas murieron debido a que no pudieron obtener la atención médica que necesitaban.

«Es una amenaza para la vida lo que está sucediendo en Buffalo» afectada por una de las peores tormentas de nieve que ha causado que residentes, así como personal y equipo de servicios de emergencia hayan quedado atrapados en las carreteras.

La ciudad tuvo que cerrar los puentes fronterizos con Canadá.

«Hielo, inundaciones, nieve, bajas temperaturas» y apagones, ha traído Elliot a su paso por Nueva York, destacó Hochul que decretó el viernes el estado de emergencia y movilizó personal de la Guardia Nacional, que hoy aumentó para ayudar con urgencias sanitarias y operaciones de búsqueda y rescate.

Elliot, una bomba ciclónica resultado de un frente de aire ártico, está provocando desde el jueves temperaturas bajo cero desde Canadá hasta Texas, además de intensas nevadas, fuertes vientos y lluvias.

Hochul recordó que los neoyorquinos están acostumbrados a las tormentas invernales, «pero esta tuvo un gran impacto y provocó condiciones de apagón total en el oeste» del estado, que han ido restableciendo pero aún hay familias sin luz en momentos en que las temperaturas han alcanzado un dígito.

Alrededor de 700.000 personas permanecían sin luz en sus hogares en el país a las 20.00 horas GMT, principalmente en los estados de Carolina del Norte y Maine, de acuerdo al rastreador Power Outage y al menos 15 personas han fallecido debido al temporal, según el recuento de medios locales, cuatro de ellas en un choque múltiple en una autopista de Ohio cubierta de nieve y dos en Nueva York.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, compareció públicamente el jueves para advertir a los estadounidenses que se tomaran la tormenta «de forma extremadamente seria» y que siguieran las recomendaciones de las autoridades.