Los equipos de unas 52,000 libras de peso que llegaron en un avión desde Canadá fueron enviados la misma noche del domingo hacia la mina Cerro de Maimón, Monseñor Nouel, y comenzarán hacer armadas desde lunes para rescatar a los dos mineros atrapados hace más de una semana.

La tuneladora y martillos, así como los técnicos, arribaron en un enorme avión militar Boeing C-17 de cuatro motores facilitados por el gobierno de Canadá, el cual aterrizó en el Aeropuerto Internacional de Las Américas (Aila). Fue recibido por la vicepresidenta Raquel Peña, el ministro de Energía y Minas, Antonio Almonte, y personal de la operadora de la mina, la Corporación Minera Dominicana (Cormidom). 

En detalle, lo que envió en gobierno canadiense es un taladro Cubex 6200, que pesa más de 25,000 libras con su mástil, y un Booster R-110 Cubex, refuerzo de equipo de 8,500 libras y otras herramientas de menor tamaño.

Almonte declaró que los equipos locales están a 20 metros de donde se encuentran los mineros, el dominicano Gregory Alexander Méndez Torres y el colombiano Carlos Yépez Ospina, quienes están en perfecto estado de salud y se mantienen comunicados con el equipo de rescate y sus familiares.

La maquinaria es capaz de tunelar dos metros por hora, «lo que significa que nosotros que tenemos menos de veinte metros para llegar y extraer a los mineros podríamos lograr el objetivo en muy poco tiempo», detalló Almonte.

La vicepresidenta detalló que el presidente Luis Abinader, quien regresa al país esta noche de Colombia donde participó en la toma de posesión del presidente Gustavo Petro, se ha mantenido en constante seguimiento a la situación y en coordinación de la llegada de los equipos que se espera faciliten la extracción de los mineros.

Peña agradeció al gobierno de Canadá y a su embajada en República Dominicana, en la persona de Maxime Bellemara, cónsul y primer secretario, a Cormidom, al equipo diplomático dominicano, del Ministerio de Relaciones Exteriores, y la embajada en Ottawa, por el apoyo con la coordinación para la llegada de los equipos.