El Ministerio Público depositó este jueves la solicitud de medida de coerción contra el abogado Jhonny Portorreal, principal acusado por la estafa millonaria denominada familia Rosario.

Con el depósito de este documento, la audiencia de conocimiento de medida de coercitiva fue fijada para este viernes a las 10:00 de la mañana en la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional.

Portorreal está acusado de la presunta estafa de 16 millones de pesos a 283 personas de apellido Rosario, a quienes engañó con la promesa de gestionar una supuesta herencia millonaria.

Un comunicado del Ministerio Público indica que el abogado utilizó como método de estafa, el cobro de sumas que van desde los 30 mil a los 40 mil pesos a las personas de apellido Rosario por los supuestos gastos legales y de representación.

Portorreal Reyes y los demás imputados en el caso les aseguraban a las víctimas que por pertenecer a la “familia Rosario” eran herederos de una fortuna y de los terrenos valiosos donde opera una empresa minera.

Por este caso fueron sometidos a la justicia el 25 de mayo del año pasado y guardan prisión domiciliaria con el uso de grilletes electrónicos Miguelina Gómez Santana y Miguel de Oleo Montero, alias Miguelón. Portorreal era el único de los imputados que faltaba por someter.  

El Ministerio Público dijo que llevaba 13 meses prófugo de la justicia y fue detenido durante un allanamiento en una casa en el municipio de Boca Chica a las 6:20 de la mañana de este miércoles, lugar donde fue ubicado «tras una labor de inteligencia».

Sin embargo, la esposa del imputado, que se identificó como Rosa Páez, dijo que su esposo nunca estuvo prófugo, ya que no fue notificado de que había un proceso en su contra. Puso como ejemplo que este tenía su oficina de abogados abierta y que fue detenido en su residencia “porque él no estaba corriendo”.