El presidente del Consorcio de Empresas del Transporte (MOCHOTRAN), Alfredo Pulinario (Cambita), denunció que su vida corre peligro al asegurar que está recibiendo amenazas de muerte tras la puesta en funcionamiento del Corredor Charles de Gaulle.

Cambita responsabilizó al también presidente de la Federación Nacional de Transporte Nueva Opción (Fenatrano), Juan Hubieres, por lo que le pueda ocurrir a él y su familia.


Dijo que desconocidos, los cuales no identificó los tienen asediado, pese a la mediación del Gobierno para incluir otros choferes a trabajar en el corredor que recorre 17 kilómetros y cuenta con 69 paradas de autobuses.

«Nosotros queremos acusar públicamente a Juan Hubieres de los que nos pueda pasar a mí y mi familia debido a que estamos recibiendo amenazas continuas porque se nos otorgó el Corredor Charles de Gaulle», puntualizó.

Indicó «personas que no conocemos nos están asediando y eso es por instrucciones del señor Juan Hubieres que quiere despojarnos de la ruta».

Pese a las amenazas, aseguró continuará operando el nuevo corredor que incorpora 94 modernos autobuses y estará conectado con el sistema integrado de transporte público de METRO-Teleférico y corredores de OMSA.

Descartó que perteneciera a una banda durante los 12 años del extinto expresidente Joaquín Balaguer como denunciara el presidente de Fenatrano.